La regla 60 30 10

Categoría: Colores, Cómo combinar, Propiedades del color

No solamente alcanza con elegir los colores para pintar las paredes y decorar, también es necesario saber en qué medidas utilizarlos para que luzcan equilibrados en el espacio donde sean utilizados.

La regla dice que 60%, 30% y 10% son las proporciones de los colores en un ambiente. Por alguna razón usar 3 tonalidades en éstas medidas crea cierta armonía y equilibrio. Por ello deberíamos escoger:

  • 60% como color dominante
  • 30% como color secundario
  • 10% como color de acento

Aplicado a la realidad

Por ejemplo en un ambiente se pintarían tres paredes en el color dominante, una pared en el secundario y utilizar el 10 por ciento en los detalles como la alfombra, acolchados u otros complementos.

Otra posibilidad es utilizar en las paredes el color dominante, el color secundario sería aplicado en tapizados y cortinas, dejando el diez para detalles, por ejemplo almohadones, flores, cacharros, lámparas, cuadros, sofá.

Mantener un color neutral

Siempre es aconsejado que uno de los colores que se utilizan en la combinación sea una tonalidad neutra, blanco, algún tono de gris, beige, arena… hay muchas.

Combinar tonos, texturas y estampados

Para darle mas riqueza a la paleta de colores no es necesario usar exactamente 3, sino que pueden incluirse variaciones de algunos de ellos, por ejemplo utilizar azules mas claros y oscuros.

Las texturas de los materiales utilizados y los estampados dan mucho mas carácter al ambiente, siempre en los colores que se han escogido.

Temas Relacionados:
Cómo decorar con dos colores
Cuatro maneras de pintar un ambiente


También te puede interesar: