Estado del tiempo y aplicación de pintura

Casa nubes

Categoría: Como pintar, Consejos útiles, Pintar en exteriores

La temperatura, la humedad ambiental y el viento son factores que se deben contemplar para no afectar la buena adherencia y acabado de la pintura.

No hay que menospreciar el estado del tiempo a la hora de pintar en exteriores. Ahora te daré algunos consejos que pueden serte de utilidad para evitar inconvenientes durante el pintado, y lograr mejores resultados.

El calor no debe ser excesivo

Se recomienda no pintar al sol. La incidencia directa de los rayos solares sobre las superficies hace que éstas adquieran elevadas temperaturas que perjudican la adherencia del material. El solvente de la pintura se evapora rápidamente produciendo un inmediato secado y evitando la penetración en la superficie, originando burbujas de aire o ampollas casi inmediatamente después de aplicarlo. Esto se observa frecuentemente en pinturas al solvente como esmaltes sintéticos y barnices.

En el caso de pinturas al agua puede ocurrir un resquebrajamiento de la capa de material aplicada sobre la pared. Por ello se recomienda pintar fachadas y exteriores a la sombra o en horas de la mañana o el atardecer.

También se debe tener muy en cuenta la calor en el pintado de piscinas, donde se aconseja trabajar en días secos y con temperaturas entre los 10º y los 25º.

Cómo afecta la humedad ambiental a la pintura

En el caso de la excesiva humedad ambiental, se produce una condensación sobre la superficie humedeciéndola y dificultando la adherencia del material aplicado, principalmente tratándose de pinturas al solvente. Por lo que te recomiendo que nunca pintes si se aproxima lluvia, o la humedad ambiental es demasiado elevada.

El viento y las partículas de polvo

La dificultad que impone el viento es obvia. La adherencia de partículas de polvo e impurezas ensucian la superficie y le otorgan una acabado áspero. Esto es menos evidente durante el pitando de paredes pero sí afecta muy seriamente la carpintería y otras superficies expuestas al tacto.

En días de malas condiciones atmosféricas el pintado de objetos se debe hacer en interiores, con los recaudos pertinentes. Aunque es mucho mejor pintar en exteriores, gracias a la iluminación y ventilación, se deben escoger días calmos y de temperatura templada.


También te puede interesar: